La típica y sencilla manzana tiene muchas más cualidades de las que imaginabas; algunas de éstas fueron descubiertas recientemente por el departamento de Nutrición de la Universidad de Florida y aquí te las compartimos:

 

1. CUIDA EL CORAZÓN. Mejora el metabolismo de los lípidos y disminuye la producción de moléculas inflamatorias vinculadas con el riesgo de padecer problemas cardíacos.

2. REDUCE EL COLESTEROL. Contiene pectina, una fibra soluble que evita que el colesterol se acumule en los vasos sanguíneos, diminuyendo la posibilidad de desarrollar ateroesclerosis y diversas enfermedades del corazón.

3. REGULA LA PRESIÓN ARTERIAL. Su contenido de potasio ayuda a controlar la presión arterial, reduciendo el riesgo de sufrir un paro cardíaco.

4. CUIDA LA MEMORIA. Favorece la memoria ya que la quercetina (una de sus sustancias funcionales) protege las células del cerebro, preservando su funcionamiento normal. Investigadores encontraron que los flavonoides rojos tienen fuertes efectos neuro-protectores.

5. PRESERVA LA SALUD DEL COLON. Cuando la fibra natural de las manzanas se fermenta en el colon, produce químicos que contribuyen a evitar la formación de células cancerígenas. Además, la fibra favorece el tránsito intestinal.

6. REDUCE MEDIDAS. Esta investigación también descubrió que el consumo diario de una manzana ayuda a las personas a reducir peso.

Ahora que ya conoces las propiedades de la manzana, inclúyela en tu alimentación con los siguientes platillos:

fuente:cocina vital



     Compartir         Compartir